Na’ que ver.

Hace unos días me enteré de que Mario Lopez con «Na’ que ver» venía a Barcelona. Y tuve la suerte de poder escaparme a verle.

Actuaba en la sala Versus, y con eso hice un 2×1. Primera vez que veía a Mario en “show” y primera asistencia a la Versus.

Como bien dice el título de la entrada, esto no tiene “Na’ que ver” con un espectáculo de magia. Probablemente todos concozcáis a Mario por sus ya míticas diabluras con cigarrillos o con cualquier objeto que se le ponga por delante, desde pinceles hasta pinzas de las cejas.

Pues bien, como os comentaba, esto no es un show de magia. Na’ que ver es un late night. (Creo que el nombre técnico sería ese.)

Imaginad un programa de televisión, presentado por Buenafuente o por Jimmy Fallon. Pues algo parecido, pero «na’ que ver» con un show de magia convencional.

Sabéis que Mario es un mago bastante cachondo, que le encanta jugar con el público. Pues bien esa parte no la pierde, pero si que se sale un poco de su personaje habitual. 

Cuenta con la colaboración de un conjunto musical, que toca en directo, va presentando diferentes efectos a modo de secciones de un programa de televisión.

(Tona 05 2018 Festival Una Tona de magia Mario Lopez FOTO: ROSER GAMONAL)

Utiliza el recurso de tener un invitado al cual hacerle una entrevista, ameniza con música e incluso tiene una “pausita para la publicidad” como cualquier late night que se precie.

Creo que es un formato bastante interesante, después del show pude hablar un poco con él y el planteamiento es ir trayendo cosas nuevas en cada “programa”, así que es muy posible que nos tenga a más de uno enganchados a su “Na’ que ver” de manera regular.

Volverá a la sala Versus en septiembre, con idea de hacer un “programa” al mes, con invitados sorpresa y cositas por el estilo, asi que muy atentos.

Tengo que deciros, que su versión de las paletas me encantó y me rompió con sus cigarros a través de la mesa… ¡Brutal!

Referente a la sala Versus, me gustó mucho. Una sala pequeñita, con bastante capacidad, y me gusta el rollo de las gradas enfrentadas. Por decirlo de alguna forma, el escenario está entre dos patios de butacas. Imaginad una pista de tenis con gradas a ambos lados, pues algo así. 

Para el show de Mario, sólo había disponible una grada, pero la llenó sin problemas.

Otra cosa que me gustó de la Versus, es que con la entrada te regalaban un vasito de cerveza fresquita en el intermedio del show. ¡Así da gusto!

Resumiendo, que si no me pierdo. Nada que ver es un late night mágico, el cual recomiendo ver. Puede que os parezca que no es lo más mágico que habéis visto, pero es que no tiene “na’ que ver” con un show al uso. Es un formato totalmente nuevo, al menos para mi, y con un rollo muy interesante.

Si vais a verlo, espero vuestros comentarios. Estad atentos a mis redes sociales (y a las de Mario y la sala Versus,claro) porque a la que me entere cuando vuelve a Barcelona os aviso.

Nada más, sólo recordaros que os podéis suscribir al newsletter pinchando aquí (además si lo hacéis os mandaré un regalito por mail).

Y que espero que compartáis esta entrada, y todas las demás, en vuestras redes sociales. Si queréis enviarme mensajes o vuestras opiniones al respecto podéis dejarlas en el cajetín de más abajo o hacérmelas llegar por mis redes sociales (Instagram, Facebook y Twitter)

Os dejo el link a un video que tiene en Youtube, para que veáis de qué va el tema.
Hasta cuando queráis.

K

Magia con K Autor

Comentarios

    Xus

    (julio 25, 2019 - 4:46 pm)

    Mario es un crack! Me quedé con ganas de verlo esta vez… a ver si en septiembre hay más suerte.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *